masinteresmadrid.com

Su objetivo es fomentar la movilidad sostenible y garantizar la accesibilidad universal

Almeida explica la evolución y avance del Plan Especial de Aparcamotos hasta 2023

El regidor ha anunciado que Madrid pasará de las 11.516 plazas para motos que hay actualmente a 25.000 en 2023, incrementando el número de reservados en menos de dos años en un 117%.
Ampliar
El regidor ha anunciado que Madrid pasará de las 11.516 plazas para motos que hay actualmente a 25.000 en 2023, incrementando el número de reservados en menos de dos años en un 117%. (Foto: Ayuntamiento de Madrid)
Por Redaccion
x
redaccionmasinteresmadridcom/9/9/26
jueves 29 de julio de 2021, 08:51h
El alcalde de Madrid ha explicado el avance del plan especial de implantación de nuevos 'aparcamotos' en la ciudad y ha destacado que, desde mayo de 2019, se han señalizado 184 reservas, con capacidad para 1.304 motos, y que en los próximos meses se habilitarán 700 nuevas plazas más.
Desde 2019 se han señalizado 184 reservas con capacidad para 1.304 motos; las casi 700 restantes se situarán en los próximos meses, 378 de ellas quedarán habilitadas en agosto en 44 ubicaciones de nueve distritos: Arganzuela, Chamartín, Chamberí, Ciudad Lineal, Hortaleza, Moncloa-Aravaca, Retiro, Salamanca y San Blas-Canillejas.
Ampliar
Desde 2019 se han señalizado 184 reservas con capacidad para 1.304 motos; las casi 700 restantes se situarán en los próximos meses, 378 de ellas quedarán habilitadas en agosto en 44 ubicaciones de nueve distritos: Arganzuela, Chamartín, Chamberí, Ciudad Lineal, Hortaleza, Moncloa-Aravaca, Retiro, Salamanca y San Blas-Canillejas. (Foto: Ayuntamiento de Madrid)
Acompañado por el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, y la concejala de Arganzuela, Cayetana Hernández de la Riva, Almeida ha visitado el nuevo reservado que el Ayuntamiento de Madrid ha establecido en el número 4 del paseo de Pontones (Arganzuela), junto a la Puerta de Toledo y a escasos metros de la frontera con el distrito de Centro.
Ampliar
Acompañado por el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, y la concejala de Arganzuela, Cayetana Hernández de la Riva, Almeida ha visitado el nuevo reservado que el Ayuntamiento de Madrid ha establecido en el número 4 del paseo de Pontones (Arganzuela), junto a la Puerta de Toledo y a escasos metros de la frontera con el distrito de Centro. (Foto: Ayuntamiento de Madrid)

El Plan Especial de Aparcamotos contribuye a garantizar la accesibilidad universal en todas las zonas peatonales y fomentar la movilidad sostenible, que son dos de los objetivos contemplados en la Estrategia de Sostenibilidad Ambiental Madrid 360.

El regidor ha anunciado que Madrid pasará de las 11.516 plazas para motos que hay actualmente a 25.000 en 2023, incrementando el número de reservados en menos de dos años en un 117%, lo que, por un lado, “incentivará el uso de las motos, un medio de transporte plenamente respetuoso con la sostenibilidad”, y por otro, “mejorará la utilización del espacio público y mejorará la movilidad peatonal”.

Desde hoy, el plan continuará con la colocación de 696 nuevas plazas en los próximos meses; antes de que finalice agosto se habrán situado las primeras 378 en 44 ubicaciones de nueve distritos. Cada una de ellas tendrá un mínimo de 7 plazas y un máximo de 19. Con esta actuación se elevará a 12.212 las plazas disponibles para motocicletas y ciclomotores en la capital.

El alcalde ha indicado que con este tipo de acciones, “que tienen impacto en el día a día de la vida de los ciudadanos de Madrid”, el Ayuntamiento "sigue construyendo una ciudad en la que mejora la calidad de vida”.

Acompañado por el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, y la concejala de Arganzuela, Cayetana Hernández de la Riva, Almeida ha visitado el nuevo reservado en el número 4 del paseo de Pontones (Arganzuela), junto a la Puerta de Toledo y a escasos metros de la frontera con el distrito de Centro. Con una pintura diferenciada sobre la calzada, este 'aparcamotos' cuenta con espacio para ocho vehículos.

Como ha explicado el alcalde, las nuevas plazas, que responden a la demanda del colectivo motero, siempre se situarán en bandas de estacionamiento para despejar las aceras de obstáculos para los viandantes, sobre todo, para las personas con movilidad reducida. Su ubicación se fija de acuerdo con las recomendaciones de Policía Municipal y agentes del SER, siempre atendiendo a su cercanía a la zona de Centro, los puntos con más afluencia de motos o lugares próximos a nodos de transporte público, favoreciendo la integración de diferentes modos de movilidad.

A finales de agosto se habrán habilitado 378 plazas en los distritos de Arganzuela (tres ubicaciones), Chamartín (cuatro), Chamberí (cuatro), Ciudad Lineal (una), Hortaleza (una), Moncloa-Aravaca (dos); Retiro (nueve); Salamanca (16), y San Blas-Canillejas (cuatro).


Nueva Ordenanza de Movilidad Sostenible

La nueva Ordenanza de Movilidad Sostenible, que el Área de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid planea aprobar en los próximos días en Junta de Gobierno para su posterior elevación a Pleno, prevé en su artículo 48.2 la regulación del aparcamiento para motocicletas.

“Con carácter preferente, estacionarán en las reservas exclusivas para este tipo de vehículos situadas en banda de estacionamiento”, aunque, en caso de que no sea posible, se seguirán contemplando excepciones en aceras, siempre que existan las condiciones de distancia contempladas en la normativa, como lo es dejar “un ancho libre de paso de tres metros, en una única línea y a ochenta centímetros del bordillo”.


El uso de la moto descongestiona el tráfico de la ciudad y mejora la movilidad en términos generales. El último Informe de Movilidad del Ayuntamiento de Madrid (2020) refleja que la motocicleta representa el 14% total de los vehículos en la ciudad. El Ayuntamiento de Madrid quiere impulsar su uso con este tipo de actuaciones, sobre todo el de las motocicletas y ciclomotores CERO emisiones.


Protección para los motoristas

Los motoristas son un colectivo vulnerable en la calzada, ya que, según datos municipales, aunque los accidentes en moto representan el 13% del total de siniestros (3.443 anuales o 9,4 al día) frente al 67% de los turismos (17.550), son los motoristas los que presentan las secuelas más graves y los que tienen una tasas de letalidad más alta (el 59% de los fallecidos por accidente el año pasado fueron motoristas).

Por ello, el Ayuntamiento de Madrid quiere reforzar la seguridad de los motoristas. El pasado mes de abril se puso en marcha un proyecto piloto de carril 'avanzamoto' en la avenida de Asturias, para reducir las situaciones de riesgo que se producen en los semáforos para los conductores de las dos ruedas.

El nuevo carril, que se situó en el tramo que comprende la avenida de Asturias desde la calle de Montoya hasta Carmen Montoya, está dando buenos resultados y el alcalde ha anunciado que se está estudiando su implantación en nuevas ubicaciones de la ciudad. Se trata de un carril de 70 metros de longitud y una anchura de 1,3 metros para que las motos puedan avanzar por él, evitando las maniobras de esquivar vehículos.

En marzo, el Ayuntamiento instaló, también a modo de prueba, 51 balizas en el tramo de Bravo Murillo que va desde la calle Hernani hasta la calle de Ávila en sentido plaza de Castilla para sustituir las conocidas aletas de tiburón, que en muchos casos multiplican el riesgo de siniestralidad de los motoristas.

El Plan Especial de Aparcamotos contribuye a garantizar la accesibilidad universal en todas las zonas peatonales y fomentar la movilidad sostenible, que son dos de los objetivos contemplados en la Estrategia de Sostenibilidad Ambiental Madrid 360.
Ampliar
El Plan Especial de Aparcamotos contribuye a garantizar la accesibilidad universal en todas las zonas peatonales y fomentar la movilidad sostenible, que son dos de los objetivos contemplados en la Estrategia de Sostenibilidad Ambiental Madrid 360. (Foto: Ayuntamiento de Madrid)
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

+

0 comentarios